Información del proceso:

Estos muebles fueron adquiridos en los años 90 por lo que se trata de piezas nuevas y en perfecto estado. Simplemente sus dueños han cambiado la decoración de su casa y ya no los quieren en su acabado original.

Los muebles son de estilos absolutamente diferentes. Por un lado se encuentra una librería un aparador y una cómoda que hacen un juego completo y que al ser de líneas muy rectas el acabado que les hemos dado encaja perfectamente con la nueva decoración.  Por otro unas butacas que se situan en la zona de estar junto a una mesa de centro y otra auxiliar. La zona del comedor es de forja negra compuesta de una mesa con un solo pie y una lámpara a juego.
La idea era dar a todo el mobiliario el mismo tono blanco ligeramente patinado en tono sombra natural para unificar la decoración y conseguir un espacio mucho más luminoso al aclarar todo el mobiliario.